Fornifilia: El fetish de los muebles

 

Fornifilia: El fetish de los muebles

 

Fornifilia: El fetish de los muebles

Como a muchas mujeres a mi también me encanta hojear catálogos y encontrar nuevos muebles para el hogar. Más fácil y más barato uno lo tiene con la fornifilia, el fetiche de los muebles de una manera muy especial. (Pero no se debería confundir con el fetiche de los muebles sexuales – ¿o sí?)  Sea como sea, lo que cuenta es que estos “muebles” no vagan y no se empolvan – no, son vivos!

“Forni” es derivado del francés (“fournir” significa algo como entregar, poner algo junto a algo) y recuerda a la palabra inglesa de “furniture”/ “to furnish” (mueble/ amueblar) y requiere un Bottom (la persona pasiva) y un Top (la persona activa) – para las expertas entre nosotros ya no es difícil adivinar lo que es: se trata de una práctica del BDSM. Uno de los dos es el mueble vivo en este juego de roles de dominancia que existe en distintas maneras. La persona que es “inditificada”, es tratada de la misma manera que tratamos a nuestros muebles, sea una lámpara, silla u otro objeto.

Sin embargo, el Bottom no sólo es la parte pasiva. Si  no por ejemplo interpreta una mesa y ofrece su espalda como superficie para poner algo al Top, puede ocurrir que la postura corporal está un poco inclinada. Entonces poner objetos sobre la espalda no es tan fácil para el Top y el Bottom tiene que ser activo y sujetar los objetos puestos. Como banqueta funciona el Bottom en postura retorcida y según el gusto del Top hasta que puede ser encordado para asegurar un mejor ajuste. La tarea más fácil que el Top le puede dar al Bottom es una estatua o una barra de baile que es más como un elemento decorativo o por lo menos el Bottom no tiene que retorcerse ni siquiera moverse. Otro juego de rol de interpretar un mueble que conozco yo – y que a la vez es muy peligroso – es actuar como un cenicero. El Top deja caer la ceniza hacia el Bottom que está de rodillas enfrente del Top y que tiene que coger la ceniza con sus manos. Una versión de la degradación aún más extrema y peligrosa es la caída de la ceniza a la boca – ATENCIÓN: El peligro de quemadura es muy alto!

Además el Top puede desearse un bufete vivo que le ofrece el Bottom acostándose desnuda y de postura recta encima de un suelo o una superficie (tabla de la mesa) y que se deja decorar con alimentos. La función de un candelero también se le puede ordenar a un Bottom, en la que tiene que sostener la vela con la boca, la mano, el ano o la vagina.

visita nuestra tienda sex shop en linea erotica2.mx >>>>